El consumo de productos ecológicos se multiplica en España

vaca carne ecológica

La implantación de la carne ecológica en nuestra dieta sigue avanzando a pasos de gigante. Y junto a ella, todos aquellos alimentos que siguen este método de producción tan saludable como sostenible para el medio ambiente. España se ha convertido en un referente en la materia y sus habitantes cada vez abrazan con más fuerza este tipo de productos.

Los hábitos alimentarios de los españoles continúan acercándose al producto ecológico, lo que se erige como una garantía en todas las fases de la cadena. Tanto para la tierra, como para los animales y los consumidores, el bienestar se multiplica, lo que se erige como una magnífica noticia para todos.

Una evolución espectacular

Los datos evidencian este importante avance. Y es que los primeros datos del Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente hablan de un crecimiento espectacular del consumo interno durante el 2016 con una facturación que osciló entre los 1650 y los 1700 millones de euros.

La carne ecológica es uno de los alimentos beneficiados de este crecimiento que si nos retrotraemos a los datos que manejábamos en anteriores fechas es todavía más espectacular. Y es que España tradicionalmente era conocida como la 'despensa ecológica' de Europa, ya que durante muchos años, pese a que nuestro territorio estaba consolidado como el mayor productor del continente, el consumo interno nunca llegaba a despuntar.

No obstante, en 2015 el progreso ya se hizo patente, pues por primera vez España se colocó en el 'Top Ten' de consumidores en Europa, concretamente escaló hasta la séptima posición, registrando una facturación de 1500 millones, lo que supuso un incremento del 25% respecto al 2014 en un récord mundial sin precedentes hasta la fecha.

En cambio, el punto de inflexión se produce precisamente en 2014 cuando España, según datos del Instituto de Investigación para la Agricultura Ecológica, experimentó un avance del 18%, un dato cristalizado en la cifra de 1203 millones de facturación.

En conclusión, los datos hablan por sí solos, pues en apenas tres años los españoles han destinado 700 millones más al consumo de productos ecológicos en sintonía con la preocupación creciente por los hábitos alimentarios.

La producción se estanca

En contraposición con estos datos, pese a que España continúa siendo el mayor productor de Europa, su crecimiento en 2015 del 26,2% contrasta con los datos de 2014, donde solo se elevó un 3,3%. Según los expertos, a este ritmo en apenas dos años, nuestro país encontrará problemas para satisfacer toda esta demanda, dada la dificultad de los agricultores para convertir su producción en ecológica.

Estos datos dejan patente la necesidad de agilizar los procesos para adaptar el sector ecológico a los nuevos hábitos de una población española, cada vez más concienciada con la alimentación saludable, donde los productos ecológicos se muestran como una garantía de calidad.

En Campos Carnes Ecológicas estamos encantados del avance de nuestro sector y por ello, ponemos todos los medios para que el crecimiento nunca se estanque. La calidad de nuestra carne ecológica es una clara muestra de los logros conseguidos hoy en día, los cuales pueden continuar afianzándose en un futuro cercano.